Podemos ser Zahorís?

¿ Qué hay que tener para poder ser un zahorí ?.

Bien, según las pruebas y estudios que se han hecho, todos somo zahories potenciales, si bien en mayor o menor medida, pero lo cierto que a todos “nos funciona” el péndulo.

Experiencia  de Pedro Amorós   (Presidente SEIP – Investigador en T.C.I., E.V.P.):

Recuerdo que cierto día tras salir de un conocido programa de televisión, un señor vino a verme. Me comentaba que no debía de ser tan crítico con la parasicología, ya que yo incitaba a que alguien me demostrara algún don natural que yo mismo pudiera comprobar en laboratorio. Personalmente opino que no hay que tener la mente cerrada ante el mundo paranormal, pero para poder dar rigor a mis investigaciones, debo de rocopilar datos y si es posible demostrar ciertas cosas que a pesar de que todo el mundo cree, no se pueden probar científicamente su existencia. Bien, pues Antonio Llorca, que era como se llamaba, me decía que él me demostraría algo, algo que me iba a servir para poder contar al mundo que algunos fenómenos sí tienen demostración práctica.
Me pidió que le acompañara, y sin dudarlo subí a su vehículo y me trasladó al extraradio de la ciudad. En el lugar no había árboles, ni montañas, era un campo semi-desértico y muy pedregoso. En un momento, abrió el maletero de su vehículo y extrajo unas enormes varillas de metal a modo de ángulos rectos.
A continuación me pidió que observara y cogiendo una con cada mano y poniéndolas paralelas al suelo, comenzó a andar despacio, paso a paso. En un determinado momento, las varillas comenzaron a cruzarse entre sí. Justo en ese punto indicó que había una corriente de agua. La verdad es que parecía increíble, pero ante la evidencia del fenómeno, yo quise comprobarlo por mí mismo. Así pues y pensando que las iba a apretar tanto que no se iban a mover, me puse en el lugar de Antonio y realicé los mismos pasos que él había hecho. Cuando llegué al punto indicado con una piedra, las varillas comenzaron a cruzarse de forma poderosa, tanto que a pesar de que yo estaba impidiendo que lo hicieran, éstas me hacían daño en ambas manos hasta que se cruzaban.
Fue increible pero, desde entonces, he experimentado mucho con la radiestesia, y puedo asegurar que funciona. Quizás la demostración más convincente, generalmente viene dada por la presencia de muchos zahories en las compañías perforadoras para la extracción de aguas subterráneas. Por ello, pienso que todos podemos ser sensibles a la radiestésia. He realizado pruebas con mucha gente y de una u otra forma, he podido comprobar que también les funciona es decir, que todos podemos gozar de este “don” pero como todas las cosas, necesita entrenamiento y práctica.

El grado de concentración mientras se realiza la búsqueda, debe ser total. Cualquier perturbación o distracción podría afectar al resultado. Quizás por ello, la naturaleza de los zahories es algo tan imprescindible para su resultado, que someter al estudio a una de estas personas, podría alterar el éxito en la búsqueda.

Anuncios